martes, 7 de marzo de 2017

QUE VIENE EL LOBO

     

     Temblorosa volvía a limpiar, de nuevo, los cristales que el agua de la lluvia al atardecer había manchado, debían brillar, no valía excusa alguna. Hace tiempo que su sonrisa se borró de su rostro y el maquillaje no podía engañar más. Las niñas ya estaban acostadas, no debían molestar, y como siempre les suplicó que oyesen lo que oyesen no se les ocurriera llorar. Aquel amor de juventud acabó ahogado por las mentiras y el alcohol. Oír el ruido de la cerradura, sentir el sucio olor a taberna penetrando por la puerta y querer morir. Ese mal llamado hombre era la bestia de sus vidas.


(microrrelato publicado en www.cincopalabras.com 2ª semana Marzo/17)


No hay comentarios:

Publicar un comentario