martes, 10 de octubre de 2017

PALABRAS


     En mi profesión se presentan muchas situaciones difíciles. Las peores son aquellas que afectan a los sentimientos. Entonces utilizo la máxima ternura en mis palabras. Hago ver que esto es una carrera contra el tiempo, que lo que hoy es grisáceo, casi negro, pronto será luminoso. Pero cuando suenan todas las alarmas hay que actuar rápido, ser optimistas. Seguro que al final llegará el día del brindis por la victoria.

   Dicho así parece fácil. Pero todo cambia y, el nudo en la garganta es insoportable, cuando el paciente enfermo de cáncer que tienes frente a ti es… tu hija.

(microrrelato publicado en www.cincopalabras.com 2ª semana Octubre/17)



 

10 comentarios:

  1. Tremenda sensación para un médico cuando tiene que tratar a algún familiar cercano. En ese momento ya no valen las mentiras piadosas o la pose profesional. Ahí aparece el padre. Saludos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, David, por tu visita y comentario. Tienes razón, el médico es el padre de la paciente.
      Un abrazo.

      Eliminar
  2. Al margen de lo desgarrador del relato al llegar a su término, es muy meritorio crear un micro que incorpore obligatoriamente cinco o seis palabras determinadas de antemano. Yo también he participado en este "juego", yo no resulta fácil si, como en este caso, quieres que la historia tenga calidad.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, Josep, por tu visita y comentario. Tienes toda la razón, es difícil escribir con 5 palabras determinadas, ademas en esta página de cincopalabras.com (web solidaria) no puedes cambiar el orden, ni el número, ni el género, con lo cual se complica más. Pero me gusta ese reto semanal. Te ánimo a participar, ya que además con los escritos publican un libro y lo que sacan es para ayudar a laguna ONG o alguna campaña.
      Un abrazo.

      Eliminar
  3. Supiste sacar adelante el desafío de las cinco palabras muy bien, Javier.

    Saludos salados.

    ResponderEliminar
  4. Muy doloroso y yo personalmente he captado ese momento tan desgarrador , tú lo has recreado bien en tu texto. Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Edith, muchísimas gracias por tu comentario. Creo que es posible que por tu profesión te hayas encontrado con situaciones parecidas.
      Un abrazo.

      Eliminar
  5. Ay que experiê4ncia dolorosa para los dos...pero EL AMOR sana y el amor de dios es insubstituible...procado cientificamente las oraciones curan sanan...a rezar fuerte a Dios y Maria.y verás Doc tu hija sanada.Asi estaré El AMOR de DIOS CON TODOS .Bendiciones.

    ResponderEliminar